El Cangrejero – Madrid

El arte de echar una caña…

Los mas veteranos de la ronda aun recuerdan cuando el servir una caña era un auténtico arte en Madrid, y este antiguo y castizo bar lo sigue demostrando. Aquí puedes apreciar verdadero mimo y minuciosidad extrema en la ejecución de la caña doble –ya se sabe que las cañitas son para beber de uno o dos tragos y no se saborean– al que no se le pueden pedir prisas.Al llevarla a la boca notas esa espuma en su medida justa, la textura del liquido como tiene que ser y los aros de cerveza que van quedando en el vaso tras los tragos, no vienen más que a confirmar el talento del echador.

Sitio auténtico con toda su esencia donde los haya, lleva regentado y atendido por el mismo dueño desde los años 60 –antes era una marisquería de la familia– que con su carácter un tanto agrio pero agradable, lo que más le preocupa es que su trabajo sea perfecto. A escasos metros fue donde se ubico la primera fábrica de Mahou, hoy Museo ABC. Simple coincidencia o un espíritu que aun planea por la zona, la realidad es que la su grifo hace maravillas.

El local tiene todos los must del bar castizo y le sobra encanto. En cuanto a los precios son normales, ni baratos ni caros.

 

 

Para acompañar tu consumición, lo que hay de tapa son almendras, aceitunas y cortezas, pero si tienes ganas de rascarte un poco el bolsillo, en días festivos y fines de semana, tiene un buen material de marisco cocido como cigalas, langostinos o percebes y una selección de conservas que quitará el hipo a todos los fans de las latas.

 

El ambiente es de paisanos de toda la vida en general.

El Cangrejero
Distrito Centro / Universidad/ Conde Duque

Calle Amaniel, 25
28015 Madrid
Teléfono: 915 48 39 35

Instagram
Twitter
Visit Us
Facebook
Facebook
RSS
Follow by Email
Google+
http://beberyzampar.es/2013/12/el-cangrejero-madrid.html/

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

3 Comentarios

  1. Anónimo

    Hola Sr. Zampón.
    Te recomiendo que vayas a http://www.marisqueriaelcantabrico.es/ y ya nos contarás. A mi me encanta!

Deja un comentario